Archivos para marzo, 2008

 Antiguo recipiente de pielLa hoja con la patente de Rand En 1841 un pintor americano residente en Gran Bretaña patentó el tubo de pintura substituyendo los  recipientes hechos con piel. Su aportación permitió a muchos artistas llevar facilmente las pinturas fuera del estudio. Como dijo Renoir “sin los tubos de pintura, no existirian los impresionistas”. Hemos de agradecerle  un elemento de uso tan cotidiano para los que pintamos (tambien cabe destacar que en poco tiempo se aplicó su invento para la pasta dentífrica). Murió en la ruina después de intentar un invento que permitiera prolongar el sonido de las notas del piano.  

Anuncios